Close

Moverse al extranjero: los mejores consejos para una transición exitosa

Me gusta

Para aprovechar lo máximo de tu estadía en el extranjero, es necesario estar bien preparado. Investigación, exposición y apreciación, junto con una Inteligencia Cultural bien desarrollada, serán clave para tu éxito en el extranjero. Descubre los consejos de Shannon Nicole Bobo, Fundadora y Consultora Líder de Insight 2 Culture, compañía líder en consultoría de liderazgo internacional.

Moverse al extranjero es siempre un proyecto lleno de incertidumbres. En general, ¿Cuáles son las etapas que los expatriados viven antes de adaptarse a su comunidad receptora?

Los expatriados generalmente experimentan cuatro etapas de adaptación cultural. Lysgaards U'Curve Theory of Adjustment (1995) es la investigación más citada en este tema. A mí me gusta identificar cada etapa con una frase comúnmente utilizada en cada fase.
La primera es la « Etapa de la Luna de Miel ». Los expatriados están normalmente fascinados con su nuevo entorno y vigorizados por sus diferencias. Dicen cosas como « ¡Todo es nuevo y maravilloso! » Un amorío se desarrolla con el nuevo país que hace su vida pasada lucir tediosa.
La segunda es la « Etapa de Crisis ». Toda la novedad ahora es demasiado para manejar, especialmente cuando no se tiene entrenamiento y ayuda. Sentimientos de depresión, ansiedad y agotamiento se asientan. Los expatriados comúnmente se vuelven cínicos hacia su nuevo entorno y romancean con su hogar, dulce hogar. Dicen cosas como « ¡Todo es terrible aquí! »
La tercera es la « Etapa de Adaptación ». La consideración comienza a desarrollarse y la apreciación por las diferencias entre las culturas empieza a experimentarse. Idealmente, amistades con locales han comenzado que ayudan a facilitar la transición. Una re-evaluación de los juicios pasados toma lugar y el expatriado comienza a decir cosas como « No es tan malo, sólo nuevo. »
La cuarta es la « Etapa de la Maestría ». Es importante mencionar que algunos nunca llegan a esta etapa. No es fuera de lo común que la gente se atore en las etapas anteriores e incluso vuelvan a su país de origen antes de aprender cómo navegar la transición. Para aquellos que logran llegar hasta aquí, la integración cultural empieza a ocurrir. El expatriado puede resolver problemas exitosamente y hacer frente a la nueva cultura mientras mantiene su propia identidad cultural. Ahora tienen un nuevo sentido de flexibilidad. Los expatriados en esta etapa dicen cosas como « ¡Mira cuánto he aprendido! »

Si no se está bien preparado, las personas pueden sufrir de nostalgia al punto de querer regresar a casa. ¿Cómo podemos prevenir este tipo de situación?

La nostalgia del expatriado suele desarrollarse durante la segunda etapa de la adaptación cultural. De dejarse in-atendida, puede ser perjudicial. Existen tres prácticas maneras de prevenir que la nostalgia te sobrepase: Investigación, exposición y apreciación. Cuando saltas a una nueva cultura debes entrar como aprendiz y, como buen estudiante, debes prepararte para los retos informándote bien. Estudia el lenguaje y las normas culturales en los ámbitos sociales y profesionales. Exponte a la cultura, idealmente antes de llegar ahí. Prueba la comida, escucha la música, ve películas, conoce locales, etc. Lo que puedas hacer, hazlo con seriedad. Esto te ayudará a desarrollar un sano sentido de apreciación por la cultura en todas sus formas. La apreciación es como aceite para el motor, lo protege contra la fricción.

Como Líder en Consultoría de Liderazgo Internacional, ¿Podrías mencionar algunas situaciones generales que profesionales o individuos puedan encontrar en su carrera internacional y que puedan guiar a malentendidos, frustración o situaciones de perder-perder?

Una de las principales áreas de malentendidos está relacionada con el lenguaje. Mucha gente intenta aprender el lenguaje de su país receptor sin caer en cuenta de que la adquisición de lenguaje va más allá de la gramática. El lenguaje refleja la manera que una cultura ve el mundo. Una vez entendido el proceso de pensamiento detrás del lenguaje, se vuelve mucho más fácil usarlo apropiadamente en una variedad de contextos. El tono, la entonación y el lenguaje corporal también son herramientas cruciales para comunicarse, no fácilmente entendidas. El lenguaje puede ser comparado a la música. Tiene un ritmo, expresa emoción y promueve expresión. Si bailas los pasos de salsa al ritmo de flamenco, vas a estar completamente fuera de tiempo. Lo mismo aplica para el lenguaje. El tono de algunas lenguas es desastroso cuando aplicado directamente a otra.
Otra área que genera frustración es no divertirse lo suficiente. Tan simple como suena, cuando los expatriados fallan en encontrar modos para conectar y disfrutar su nueva vida en otro país, eso los lleva a un inevitable estrés. Niveles altos de estrés vuelven a la gente impaciente, depresiva y reactiva. Todo eso dificulta la habilidad de navegar situaciones difíciles con éxito.
Situaciones perder-perder comúnmente se deben a no comprender cómo el respeto o la confianza son ganados en otra cultura. La confianza y el respeto son la base de cualquier interacción efectiva y son mostrados de manera diferente al rededor del mundo. Entender claramente esta dinámica no debe pasarse por alto.

Algunos países son culturalmente contrarios a otros. Tratar con colegas del país receptor puede ser a veces intimidante; cuéntanos más de este aspecto durante la transición del individuo y de cómo tratar el choque cultural.

El choque cultural se amplifica cuando se navegan diferencias entre culturas que son completamente contrarias. Recorrer puentes de una cultura Occidental a una Oriental es la mayor separación que uno puede cruzar. Las ciudades modernas pueden lucir similares por afuera, pero el núcleo de la sociedad está basado en éticas, religiones y filosofías completamente diferentes. Manejar las expectativas también es crucial para combatir el choque cultural. El expatriado puede esperar mucho o muy poco de su país receptor. Es aquí donde investigación, exposición y apreciación anterior al viaje son clave para adaptarse mejor.

¿Qué herramientas y consejos le recomendarías a expatriados para navegar su transición con éxito?

Yo invito a cualquier expatriado preparándose para una transición transcultural a desarrollar su Inteligencia Emocional y Cultural. La Inteligencia Emocional (EQ) es una práctica de atención plena que promueve el control de emociones y brinda un marco de referencia para un mejor desenvolvimiento social. La Inteligencia Cultural (CQ) es la habilidad de descifrar efectivamente las diferencias entre las dinámicas personales, factores de personalidad y normas culturales. Le permite al expatriado realmente prosperar en un ambiente multicultural.
El uso de diferentes herramientas EQ sumadas con varios recursos interculturales me permite ofrecer a mis clientes una idea comprehensiva de las oportunidades y obstáculos que pueden presentársele, así como soluciones prácticas para sus retos interculturales.

Millones de individuos se trasladan al extranjero por razones profesionales. ¿Qué deberían hacer para adaptarse rápido a sus nuevos entornos laborales?

En el mercado internacional, el éxito depende de la habilidad para abrazar la diversidad y entender sus beneficios. Cultivar una mentalidad de crecimiento es, muy seguido, la diferencia entre éxito y fracaso. Es como un árbol, una mentalidad de crecimiento tiene raíces fuertes, pero el árbol puede crecer muy lejos de ahí y adaptarse a nuevos entornos para sobrevivir. Aun así, cruzar culturas no significa ignorar tus límites personales. Es importante saber qué tan lejos puedes extenderte sin romperte. Como mencioné antes, debes entrar como aprendiz, pero también debes conocer tu propio valor. Desarrollar Inteligencia Cultural debe ser una prioridad para los expatriados.

Me gusta
1 Comentario
fonzoenchina
fonzoenchina
el mes pasado

He utilizado este mismo tema/estudio en algunas de mis lecciones de inglés. El proceso es real para aquellos que en verdad viven en el mehollo de una nueva sociedad: tienes que tomar el bus para llegar al trabajo, te es necesario comunicarte directamente con la gente local (que fue educada en el sistema local y conoce poco fuera de su país, si acaso de su propia ciudad), tu esposa o entabla amistad con los vecinos, colegas u otros padres de familia (o con nadie por falta de clubs de amas de casa expatriadas, tu familia debe ir de compras donde los locales van y no al mercado productos (exclusivamente) importados, vives en un departamento al mas puro estilo local (porque no te alcanza para adecuarlo cual si fuera tu propia casa en tu país), tus hijos van a la escuela local y tienen que lidiar con el día a día de la cultura local (por buena o mala que esta sea). Para mi esto es ser un verdadero expatriado. La gente que vive en departamentos o casas que el comun de los locales ni osa nisiquiera desear en sueños, que va de compras en donde los precios son una forma automática (y natural) de filtrar a los locales, y tienen a sus hijos en escuelas internacionales en las cuales la cultura local se diluye en favor de una cultura "internacional", mas bien americana o europea, no son gente cuyas vidas pasan por el proceso de adaptación tratado en este artículo. Vivir en una burbuja respirando aire donde no lo hay no es adaptación.

Contestar

Blog del mes

Expat.com
Musarañas y otras cosas

Veterinaria de Galicia que, cansada de lo que venía haciendo hasta entonces, decidió irse al Reino Unido a trabajar.

Ver más

Encuentros y actividades para conocer a otros expatriados

O